Luego de la polémica eliminación de Boca Junior hubo disturbios en los camerinos del estadio Mineirao.

Lee también : OTRO ERROR DEL VAR EN LIBERTADORES

En los 90 minutos reglamentarios Boca y Atlético Minero volvieron a empatar a cero en el partido de vuelta de los octavos de final de la Copa Libertadores; al igual que en el encuentro que se disputó en la Bombonera la semana anterior, el VAR fue protagonista, anulando de nuevo un gol que le daba la ventaja a los xeneizes en la serie.

En la tanda de penaltis, Everson, el portero de los “Galos”, se hizo figura atajando los cobros de Villa, Rolón e Izquierdos y anotando el último penal que le dio el paso a su equipo a los cuartos de final de la Conmebol Libertadores.

Pero los incidentes llegarían después del partido, en varios vídeos quedó registrado el momento en el que la delegación de Boca Junior se enfrenta a los que serían policías brasileños en los vestuarios del Mineirao luego de la eliminación.

Según informó Leandro Aguilera, periodista argentino encargado de cubrir el día a día del Xeneize; los oficiales de policía habrían reprimido a la delegación bostera con gases lacrimógenos luego de que estos fueran a buscar a varios integrantes del plantel local por las burlas.

Debido a los ataques con el gas, varios de los jugadores del equipo argentino se vieron afectados y hasta tuvieron que retornar al campo de juego para no sufrir consecuencias graves. Luego de que Boca se intentara retirar del estadio, las autoridades locales habrían requerido a dos futbolistas por delitos contra propiedad.

Lee también : EDWIN CARDONA EN CONFLICTO CON BOCA

Hasta ahora la Conmebol no se ha pronunciado al respecto, pero se espera varias sanciones para jugadores y dirigentes envueltos en el escándalo, al igual que a los árbitros del encuentro.