Cuando el Cali perdía 0-2 frente a Cortuluá en el minuto 83 y la hinchada del Deportivo Cali entró al terreno de juego en modo de protesta.

LEER TAMBIÉN: DIM PROPONE ADELANTAR LA FECHA DEL CLÁSICO CON NACIONAL

En el ocaso del duelo entre el cuadro Corazón del Valle y el Azucarero, valido por la fecha número 13 de la Liga BetPlay, sucedió un acto bochornoso. Los aficionados al elenco visitante invadieron la cancha del estadio Doce de Octubre para agredir verbal y físicamente a los futbolistas del Deportivo Cali.

El contenido multimedia muestra claramente cuando el partido se suspendió porque los seguidores de la escuadra  verde decidieron invadir la grada con el objetivo de atacar a los jugadores y cuerpo técnico del Decano. El objetivo de dicha manifestación era dar a conocer su enojo e inconformidad por los malos resultados obtenidos en lo que va corrido del 2022.

Además, también hubieron encontronazos por parte de la barra brava caleña contra la policía, la cual, siempre tuvo la postura de defender a los deportistas que hacían presencia en este mítico terreno de juego. Lo peor de todo es que, a los seguidores del Cali no les importó la presencia de menores de edad en el estadio Doce de Octubre y dejaron claro con sus acciones que una mala situación deportiva es más importante que la vida de un ser humano.

A esta hora, la Dimayor y todos los entes regidores de la ley deportiva están planeando el castigo que se le otorgará a esta fanaticada, la cual, acabó de escribir otra pagina negra en la historia del balompié del país colombiano.

 

 

Deja una respuesta